jueves, 17 de diciembre de 2009

Manfred se pone “a buen recaudo” y asegura que se quedará en el país

Una de las hijas del ex Prefecto denunció que hacen vigilancia continua a su casa; el Ejecutivo desmintió persecución política

El Deber y Agencias

Manfred Reyes Villa, ex candidato presidencial por Plan Progreso para Bolivia, la principal fuerza opositora al MAS, ayer anunció que se puso “a buen recaudo” para evitar ser detenido por agentes del Ministerio de Gobierno, a los que acusó de perseguirlo y amedrentarlo constantemente.

El ex prefecto de Cochabamba es investigado por un supuesto daño económico al Estado de más de Bs 104 millones, por lo que el oficialismo le inició 11 procesos judiciales.

SU VERSIÓN A LOS MEDIOS

Reyes Villa dijo que lo intentaron detener en el aeropuerto de La Paz, cuando llegaba a ese departamento. Su portavoz, Erick Fajardo, señaló ayer por la tarde que Santa Cruz fue la última referencia que tuvo del paradero del líder opositor y aseguró que el ex candidato a la Presidencia no dejó el país, como lo afirmó el ministro de Gobierno, Alfredo Rada, que calificó de delincuente al rival de Evo Morales.

Pasado el mediodía y cuando la noticia de la supuesta fuga del ex prefecto fue divulgada por Rada, Reyes Villa señaló a través de los informativos televisivos que él no se va de Bolivia y dijo: “Seré la gran piedra en el zapato de este Gobierno. No me van a apresar como lo hicieron con Leopoldo Fernández, de manera ilegal, violando todos los preceptos legales. No hay garantías para enfrentar un debido proceso”.

LAS AUDIENCIAS Y DENUNCIAS

El capitán retirado del Ejército tenía que presentarse mañana a una audiencia cautelar en Cochabamba, por un proceso que le sigue la Prefectura de ese Departamento, por una supuesta malversación de fondos en la construcción de un puente.

Una de sus hijas, Ingrid Reyes Villa, indicó que su familia fue blanco de actos de hostigamiento por parte del Poder Ejecutivo e informó que vehículos con vidrios oscuros y sin placas, vigilan las calles y avenidas cercanas a su vivienda.

“El Gobierno lo único que busca es meter a mi padre a la cárcel, como lo hizo con Leopoldo Fernández, sin ningún motivo”, precisó Ingrid y dijo que su padre se está moviendo por el país para no dejar que lo apresen.

El senador electo por el frente político de Reyes Villa en Cochabamba, Bernard Gutiérrez Sanz, aseguró que el ex prefecto se mantendrá en la clandestinidad ante la posición radical de Morales, que, a su criterio, estará dispuesto a modificar las leyes hasta verlo tras las rejas.

El abogado de Reyes Villa, Daniel Humérez, recordó al ministro Rada que técnicamente no se puede dar el calificativo de delincuente a ningún ciudadano, “porque toda persona goza de la presunción de inocencia”.

Desde Santa Cruz, los parlamentarios electos analizan la posibilidad de presentar una demanda en contra del Gobierno por los intentos de violar los derechos de los opositores. Fajardo dijo que hoy se presentará ante el alto comisionado para los Derechos Humanos de la ONU, Dennis Racicot, para pedir respaldo.

CARGOS CONTRA MANFRED

IMPUTACIÓN. La Fiscalía ha presentado imputación formal en contra de Manfred Reyes Villa por tres casos. El primero por una supuesta malversación de más de Bs 70 millones, en la construcción de la carretera Vinto-Sacambaya. El segundo, es por presuntas irregularidades en la edificación del puente Sacambaya, el presunto daño económico es superior a los Bs 11 millones. El tercero es una sindicación de malos manejos económicos en la compra de vehículos de lujo para la Prefectura de Cochabamba.

PESQUISAS. Aún están investigando diez hechos que tienen que ver con acusaciones de irregularidades en el contrato de electrificación rural, en el nombramiento del gerente del Parque Industrial de Santibáñez, por estudios del proyecto del Sillar, la venta de bienes prefecturales, cobro de sueldos y el un préstamo de la CAF.

Gobierno niega persecución política

El viceministro de Régimen Interior, Marcos Farfán, negó ayer que el Gobierno haya iniciado una persecución política contra el ex candidato presidencial de PPB-CN y ex prefecto de Cochabamba, Manfred Reyes Villa, quien dejó la vida pública y decidió ponerse “a buen recaudo", aunque negó que haya abandonado el país.

"No hay nada más falso que señalar que Manfred Reyes Villa estaría siendo objeto de una persecución por parte del Gobierno. Él está sujeto a un proceso judicial y el juez competente de la causa ha emitido una orden de arraigo para que no salga del país", dijo Farfán.

La autoridad dijo que la juez de cautelar de Cochabamba, Mirtha Montaño, dispuso en noviembre pasado su arraigo y el embargo preventivamente el 50% de sus bienes por una demanda de "conducta antieconómica e incumplimiento de deberes" durante su gestión prefectural.

Farfán calificó de "mentiroso" a Reyes Villa y señaló que la Policía, la Interpol y otras entidades de seguridad y orden público como la Dirección de Prevención de Robo de Vehículos (Diprove) ejecutan el arraigo judicial para evitar que Reyes Villa abandone el país tras haber sido estrepitosamente derrotado en las elecciones del 6 de diciembre pasado.

ALFREDO RADA

En declaraciones a periodistas en La Paz, el ministro de Gobierno, Alfredo Rada, declaró por la mañana que existen "versiones" sobre esa supuesta fuga que aún deben ser verificadas.

"Si se confirma aquello de que este hombre escapó de nuestro país, sencillamente significará que ha pasado a la categoría de delincuente precisamente prófugo", dijo Rada, quien creía que Reyes Villa no pudo salir del país por terminales aéreas o carreteras principales, ya que están vigiladas, sino por otros medios.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada